15 de mayo de 2012

RetroManiacos, ¿echáis de menos los salones recreativos?

En el número anterior queríamos conocer vuestro primer ordenador o videoconsola

En todos los números que publicamos de RetroManiac incluimos las respuestas de vosotros, los lectores, a una pregunta que planteamos desde la redacción de la revista. Para el número 6 (que sí, que está a puntito), hemos decidido acercarnos a esos viejos y venerables salones arcade donde las monedas de 'cinco duros' era el precio a pagar por unas partidas memorables... así que...

¿Echáis de menos los salones recreativos, los bares con dos o tres máquinas que guardáis en vuestra memoria? ¿Cuáles fueron vuestros juegos favoritos del momento?

Podéis contestarnos directamente en este 'post' o si lo preferís escribirnos a retromaniac.magazine@gmail.com De entre todas las respuestas escogeremos las que podamos (¡¡las que quepan en la sección de la revista!!) y las publicaremos en nuestro próximo número. ¡Animaos a participar!

Revisa los números anteriores de RetroManiac

14 comentarios:

  1. Los salones recreativos eran ese sitio donde uno iba despues de comer, antes de ir al colegio/instituto y jugar un rato. Era tan adictivo como cualquier otro vicio.

    Con algo mas de edad, en mis primeras salidas de fin de semana, me iba con unos amigos y echabamos el sabado allí, jugando y atiborrandonos a gominolas hasta que cerraban a las 12 de la noche.

    En mi memoria estan las maquinas de NEOGEO, como las mas espectaculares. Sin embargo, mi primer contacto fué con titulos de Konami como Hyper Sports o Time Pilot a principios de los 80. Ahhhh... que tiempos!.

    Recuerdo como el mejor juego del mundo a Ghosts 'n Goblins, aunque nunca llegue muy lejos. En Punch Out! de doble pantalla me gasté una fortuna, y entre mis favoritas Thunder Cross, juego que aun emulo con el MAME de la Wii. Sin embargo, la musica que mas recuerdo es la del OutRun <>, de echo, la llevo de "politono" en el movil.

    Si tuvieramos que definir un sistema casero que abarcase toda la epoca recreativa, creo que las consolas de la era 16 bits son las que se llevan la palma.

    En Málaga, como en otras provincias que imagino será igual, aun queda alguna maquina Arcade por algun centro comercial, pero ya no tienen el espiritu de antaño.

    ResponderEliminar
  2. No solo eran salones recreativos, eran los locales donde aprendimos a hacer vida friki-social.

    Recordar, como la más jugada en un bar de mi barrio, Bubble Bobble, con unos "trucos" que no se sabe quién había sacado de dónde, pero haciéndolos en la pantalla del logotipo antes de meter los 5 duros de rigor, te otorgaban todos los caramelos y la zapatilla de velocidad.

    También el Ghost'n Goblins, el Oscar (un título que paso bastante desapercibido pero al que metí horas y dinero), el Gal's Panic, Final Fight... un montón de ellos. Y los míticos petacos, que también se están perdiendo.

    Suerte que ahora, con una de esas "maquinas viejas que solo son un trasto que me estorba en el almacén" me he construido mi propio Mame y puedo jugar de nuevo, para quitar la nostalgia :)

    ResponderEliminar
  3. Conocí todos los salones recreativos la ciudad mas cercana y de los pueblos de alrededor en mis tiempos y muchas máquinas que había en bares.

    Pero las que mejor recuerdo es la del casino de mi pueblo.

    Era un pueblo pequeño, en donde no había muchos habitantes, y ni mucho menos, gente de nuestra edad por aquel entonces, pero venía gente de todos los pueblos mas pequeños o villas de alrededor. El dueño del casino lo tenía bien montado, con billares, futbolines, dianas electrónicas, y lo mejor, MAQUINAS DE VIDEOJUEGOS... bueno, las hijas del dueño también eran un entretenimiento deseable...¡ejem!

    No había muchas, unas 3 o 4 solían haber, pero tenía un detalle que no tenía ningún recreativo :

    Cuando nos cansábamos de un juego, se lo decíamos al dueño, y este llamaba a la empresa que distribuía los juegos. Lo mejor es que el día que venía el distribuidor, con una furgoneta cargada, podíamos estar presentes y probar los juegos antes de instalarlos por si no nos gustaban.

    El distribuidor y el dueño del casino estaban encantados, porque así se aseguraban la inversión. El tipo nos mostraba las novedades, nos explicaba como se jugaba, nos regalaba flyers y merchandising de los juegos que aún guardo, y lo mejor de todo, ESTÁBAMOS TODA UNA TARDE JUGANDO A VIDEOJUEGOS POR LA CARA.

    Pero claro, eso era toda una "inversión" para el dueño, porque nos dejaba "catar" el producto gratis, porque sabía que en menos de 2 o 3 días recuperaba la inversión con intereses, que jodío.

    Otro detalle, es que al haber tan pocas máquinas, el sonido del juego que estabas jugando se oía perfectamente, por lo que lo disfrutabas mucho mejor, y no como pasaba en los salones recreativos, que aunque el dueño le daba volumen de sobra, si era una hora "punta", te volvías loco con tanto escándalo.

    ResponderEliminar
  4. Yo no solo tengo muy buen recuerdo, es que incluso "hice la primera comunión" en una sala de recreativos.

    Corrian los primeros meses de la recien nacida década de los 80, cuando un servidor, se disponía a su cita con "la santa madre iglesia", en una soleada mañana de Mayo. Ese domingo, mi estómago se reveló contra lo establecido, haciendo salir su contenido por el lugar por donde normalmente lo hacía entrar. Aquello llevó a que llegara demasiado justo de hora y con mala cara a la iglesia de San Francisco de Asis, en Alcalá de Henares. El parroco, decidió que tanto yo, como otro joven "marinero", pasaramos al siguiente turno.

    Con el bolsillo lleno de sonoras monedas de 5 duros y más de una hora y media por delante, decidimos ir a aligerar peso metálico a una sala recreativa de las proximidades (curiosamente hoy en día tambien se dedica la sala al juego, ahora de loterias y quinielas). ¿Qué decir, de como corre Chronos, cuando se le anima con sonido de explosiones de naves invasoras?

    Cuando regresamos a la iglesia, 2 horas y cuarto después, todo el mundo estaba loco buscandonos. Con lo que el cura nos dió, "una hostia" fuera de cámara, permiso para fotografiarnos junto a un par de reliquias, y un pescozón, adornado de amenaza, si no cumpliamos con nuestro nuevo "compromiso", semanal y religiosamente.

    Por lo tanto, puedo decir, que mientras el cura, en la iglesia, nos nombraba a mi socio de aventura y a mí, junto al resto (si presentes) de la lista de los nuevos "acólitos", nosotros defendiamos a la humanidad, escondidos entre las ruinas de 4 casas, del ataque de unos invasores. Y no olvidemos que esta heroicidad la costeabamos sin ayuda de ningún gobierno, financiada por nuestro escasísimo bolsillo.

    Parafraseando al gran Rosendo Mercado, de mí podrán decir: "...Hiciste en los billares, la primera comunión..."

    ¿Como no echarlos de menos?

    ResponderEliminar
  5. P.D: Se me olvidaba mencionar que mis juegos favoritos, de los muchos que jugué fueron sin duda 4. El Mario original (que uno tiene ya una edad), Pitfall II (juego de un explorardor que sin más arma que el salto, recorria campos, cuevas y templos perdidos), U.F.O. Dangar (juego al que me podía tirar literalmente horas jugando, con una sola moneda) y Black Tiger (un guerrero con armadura capaz de enfrentarse a toda clase de peligros con un hacha encadenada, incluyendo dragones de diferentes colores).

    ResponderEliminar
  6. Recuerdo con mucho cariño la máquina recreativa dedicada al videojuego "Wonder Boy III - Monster Lair". La de monedas que gasté jugando en un conocido bar que se encontraba cerca de mi casa.

    También recuerdo con gran profusión de detalle el mítico Shadow Warriors que estaba en un salón recreativo de mi localidad. Mis primos y yo aprovechábamos la salida de la academia de informática donde estábamos recibiendo un curso de Basic en verano y nos hartábamos de jugar a la máquina.

    Años más tarde, recuerdo jugar a "Daytona USA", un juego de coches que me encantaba. Eso sucedió en otro salón recreativo, donde pasaba largas horas probando infinidad de videojuegos. Por esa época también le daba bastante al gran juego de lucha "Final Fight", al que yo creo que nadie que se precie como jugón no haya echado unas partidas.

    Por supuesto que he jugado a más videojuegos de salón, pero la lista sería demasiado larga como para incluirlos a todos.

    Un saludo para la concurrencia.

    ResponderEliminar
  7. Me crié en uno de ellos...

    Esas tardes con los amigos o hermanos, quemando monedas de 5 duros... oh!

    Que vuelvan!! :.)

    ResponderEliminar
  8. Bueno yo mas que de salones era de bares, como recuerdo ese olor a fritanga, y yo jugando al donkey kong, rygar, green beret, ghost goblins, commando y Gyrodine, aunque casi en su declive pusieron uno cerca de donde vivía y me pegaba mis buenas viciadas sobre todo en el descanso del instituto a dobles con el cabal, pero de menos la verdad que no, lo recuerdo con mucho cariño y la excitación de intentar jugar lo máximo posible por 25 pts, pero siempre pensando en que algún día llegaría en el que jugaría a esos juegos en mi casa y ese día llego con el mame...

    ResponderEliminar
  9. Cuando echo la vista atrás, y recuerdo las partidas al genial Ghosts'n Goblins (al que era un paquete jugando), y más tarde al Double Dragon, Yie Ar Kung-Fu, Pitfall II, Wonderboy, OutRun, Street Fighter II, snifff (lagrimilla). Ojalá volvieran.

    (Hacemos una pequeña pausa para jugar al Mame...)

    Pero para esto tenemos 'RetroManiac'. Se echa de menos el ambiente. Está claro que no es lo mismo jugar en casita que en los salones. Por lo menos tenemos ferias como RetroMadrid, etc... para desquitarnos, aunque tengamos unos añitos más que entonces.

    P.D: Que vuelvan !!!!

    ResponderEliminar
  10. Sin duda eran nuestra segunda casa que tiempos aquellos... titulos como double dragon,snow bros, galaxian, street fighter2,ghoustn goblins.Cuando te ponias a ver a otro jugar para aprender, o cuando estaba el tipico que era el rey del manbo pasando pantallas cuando tu sudabas sangre para pasarte la segunda pantalla.. Estabas con los amiguetes del barrio te relacionabas con gente, donde muchos le dimos el primer morreo a la primera tia jajajaa a veces me gustaria que volvieran que pena..

    ResponderEliminar
  11. Los salones recreativos tenian ese "no se qué" mágico, yo solia ir mucho de niño en mis vacaciones con mis padres a la costa atlántica argentina, cuando miraba como "la gente grande" (gente de 18 a 25 años) jugaba al Rygar, Final Fight, Michael Jackson Moonwalker, Pitfall 2, etc. Más adelante, ya en con 11-13 años jugaba a los clásicos de Konami (Sunset Riders, The Simpsons, X-men, Vendetta) y los Street Fighters II (C.E, Turbo, etc) pero los que realmente me sorprendian eran los arcades de Neogeo... estaban a años luz del resto! Mi sueño era sin dudas tener esos juegos en casa, cosa que cumpli gracias al grandioso MAME en visperas del 2000 (no podia creer en ese entonces tener esos pedazos de juegos en mi modesta pc y que corrieran tan bien).

    Hoy por hoy, ya con 31 años, cada vez que voy a veranear por esos lares, voy a los pocos salones recreativos que quedaron en la zona, ahora plagado de shooters, pistas de baile y de arcades con guitar Hero. Pero todavia quedan los tetris, wonderboy, pacland, puzzle bubble, y los inmortales pinballs... Obvio que cuando voy siento por unos momentos como si esa magia siguiera existiendo, y cada tanto me hecho una partida a esos juegos que ya jugue miles de veces en el mame tan solo por "amor al arte"... Definitivamente deberian volver los salones de maquinas recreativas!

    ResponderEliminar
  12. ¿Que si echo de menos los Recre? ¡Muuuuuuchooooo! Por eso creé el Salón Recreativo: EL DESAFIO en www.fasebonus.net, para volver a sentir algo parecido a lo que sentíamos cuando nos picábamos en los arcades. Es una pena que aquellos tiempos ya no volverán, porque la mayoría de los recre de hoy día no son ni la mitad de lo que eran antes. La referencia en los video juegos estaba siempre en los salones arcade, tanto en tecnología punta, como en innovación en estilos de juego. Tuve la gran suerte de que abrieran unos recreativos cerca de mi casa a principios de los 80, con lo que se puede decir que he sido testigo del nacimiento de los video juegos en lo que a las coin-op se refiere.

    Esas primeras máquinas, el diseño de sus muebles o sus gráficos y sonidos como los de Asteroids, Pac Man, Galaxians, Defender, Amidar, Crush Roller, Frogger, Phoenix y un larguísimo etc son parte de los recuerdos de mi infancia, ya que me pasaba las horas muertas dentro de los Recreativos "El Greco", que era así como se llamaba este Salón Recreativo de Móstoles, la ciudad donde vivo.

    También echo de menos las monedas de cinco duros...

    ¡Qué terrible nostalgia!

    ResponderEliminar
  13. Todavía recuerdo allá por los años ´90 que escuchaba el salón recreativo bajo casa, con el sólido y reconocible sonido de juegos como "Ghost´n Goblins" que te invitaban a ponerte a prueba una vez más a los mandos de inmensas máquinas recreativas. Una experiencia única que no se repetirá jamás, porque entrar en un salón recreativo nunca lo podrá igualar los sistemas de emulación actuales ¿por qué? pues porque nada puede ser igual a escuchar todas las máquinas sonando a la vez, con el volumen a tope el ambiente de los chavales aporreando los mandos, y la sensación de entrar con unas monedas para echar un tiempo inolvidable. Así era. Además, era el lugar de encuentros con amigos, todos pendientes de cómo echas esa partida y cada uno esperando su turno. Nada de sistemas online cada uno en casa,se ha perdido esa esencia. Son muchos los recuerdos que tengo, incluso cuando el técnico venia a cambiar de juego y todos pendiente a ver qué nuevo juego nos acompañaría. Recuerdo en una de estas ocasiones ver por primera vez "Final Fight" que por cierto es mi título arcade favorito, con esos graficazos de grandes sprites y sonido impresionante... todo un lujazo. Se echa en falta esos momentos.

    ResponderEliminar
  14. Pues yo si que echo de menos los salones recreativos. Al principio me costó ir a ellos y en mi casa no veían bien. Yo jugaba al MSX con mi primo y él si que iba a los salones recreativos, esos sitios llenos de kinkis con una niebla espesa del humo del tabaco y gente gritando tacos cada vez que lo mataban en el juego... no era un sitio para niños "bien" pero mi primo contaba maravillas de los juegos de las recreativas, decía que eran mucho mejores que los cartuchos de Konami que teníamos para el MSX así que no me puede aguantar y tuve que ir ver esos "juegos maravillosos" y quedé enganchado a ellos y de que manera... a medio día a la salida del colegio iba a un salón que estaba al lado hasta la 13:30 que me iba corriendo a casa a comer (todos los días llegaba tarde a comer). Luego a las 17:00 salía del colegio, y con las 50pts que me daba mi madre para merendar me gastaba solo 25pts con un Donut que era lo más barato y así me sobraban otras 25pts para gastármelas con el Double Dragon de camino a las clases particulares que eran a las 18:00. Tenía el tiempo justo y si la partida me salía bien llegaba tarde a las clases.
    El fin de semana se iba la paga entera en "las maquinitas". Al final entré a trabajar en dos salones recreativos uno en invierno en Gandía y el otro en verano en la playa de Gandía. Ahora mismo recuerdo 14 salones recreativos que solía frecuentar, eso sin contar los bares y kioskos que también tenían recreativas en las que me dejaba la moneda de cinco duros.
    Los juegos que más dinero gasté fueron: Double Dragon, Bubble Bobble, Shinobi, Golden Axe, Final Fight, New Zeland Story, Drangon Ninja, Toki, MegaTwins... y juegos que me gustaran mucho pero no me gasté dinero por que no duraba nada: Ghost&Goblins, Ikari Warrior, Mercs, Contra, Snow Bros, OutRun, Wonder Boy 2 y 3, Combat School, Haunted Castle, P.O.W., Rygar, Tiger Road, SideArms, Jackal, Crude Buster, Commando, Pitfall II, Rastan Saga, Rabio Lepus, Rainbow Island.... y seguro que me dejo muchos de los que disfruté. Luego probé otros muchos pero ya solo una o dos partida y no los comento que si no no acabo nunca xD

    ResponderEliminar

¿Es el Spectrum Next la evolución que esperabas del <i>Speccy</i>? Tim Gilberts nos muestra en exclusiva la esperada máquina

Los pasados 27 y 28 de octubre tuvo lugar la Play Expo Blackpool 2018 , un encuentro retro en la ciudad costera británica cerca de Mán...